Internacional

Presidente de Ecuador dice que intervención en Siria tiene como fin apropiarse del petróleo

Compartir

Paramaribo.- (Andes).-El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, ratificó su rechazo a la intención de varios países del mundo de intervenir Siria y dijo que aspira de la Unasur y de los países miembros de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), salga un pronunciamiento contundente, clara, frontal, sin miedo de rechazar a esa intención en la que están inmersos país como Estados Unidos, Francia y otros.

En una entrevista con medios venezolanos en la capital de Surinam, el mandatario ecuatoriano recordó que este tipo de invasiones son un pretexto para apoderarse del petróleo tal como ocurrió hace 10 años en la invasión a Irak, donde se puso como pretexto que había bombas de destrucción masiva, bombas químicas.

“Ahora quieren invadir Siria, atentar contra un estado soberano, involucrarse en un conflicto interno. Con el mismo discurso desde hace 10 años, prohibido olvidar, aprendamos de la historia. ¿Entonces qué credibilidad tienen estos países? Si ya lo han hecho antes en función de sus intereses, porque además del millón de muertos en Irak, además de haber invadido con un falso argumento un país soberano, bueno se repartieron el petróleo, pues vaya a ver tiene el petróleo iraquí, entonces no podemos caer en esas ingenuidades”, recalcó Correa.

Para cambiar la situación de imposición del más fuerte, se requiere reformar las Naciones Unidas. “Se requiere formar el orden mundial, para eso se requiere un nuevo equilibrio de poder mundial, (…) pero siendo realistas todavía estamos muy lejos de lograr, todavía el mundo domina el interés del más fuerte”, dijo el mandatario ecuatoriano.

Cumbre de Unasur

Previo a la VII cumbre presidencial de la Unasur, el presidente de Ecuador, Rafael Correa, indicó que en esta reunión se aspiran alcanzar acuerdos importantes respecto a la integración de la región, sobre todo en temas sensibles que tienen que enfrentar los países ante intereses de transnacionales, que han hecho de los centros de arbitraje internacional como el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas e Inversiones (Ciadi) y (Centro Integral de Tratamiento de la Litiasis (Citral) equipos defensores de sus intereses, más no de los Estados.

Además, a Ecuador le interesa que en la Unasur exista respaldo para realizar reformas a los estatutos para que las decisiones que se adopten se apruebe con una mayoría calificada y empoderar la Secretaría General, para que empuje el proceso integracionista.

Propuesta creación de un centro de arbitraje regional

Rafael Correa indicó que al Ecuador le preocupa que el peor enemigo del ser humano sea el capital. Puso de ejemplo que existe mucha corrupción en los centros de arbitraje, que benefician a determinados estudios jurídicos dedicados a resolver litigios entre transnacionales y estados.

“Somos los estados los que pagamos y los que somos condenados, esto tiene que acabar. Es una forma de sometimiento, los tratados de protección”, acotó Correa.

Para terminar con ese sistema, dijo Correa, que la única forma de hacerlo es con la unidad que pueda demostrar la Unasur, por lo que señaló que los estados ya no pueden permitir ser abusados por las transnacionales, por lo que pueden presentar sus propios centros de arbitraje.

“Donde realmente haya transparencia, equilibrio justicia y no como estos centros de arbitraje que están en función del capital”, sostuvo el jefe de Estado.

Related Posts

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com