Tecnología

Las mujeres serán las más afectadas por irrupción de las nuevas tecnologías

Compartir

Madrid.- (EFE).- Las mujeres son en la actualidad minoría en los sectores científicos y tecnológicos, una presencia que disminuye además conforme avanza la carrera profesional y que corre el riesgo de agravarse en los próximos años ante la irrupción masiva de las nuevas tecnologías.

Así lo ponen de relieve diversos estudios que se han dado a conocer ante la celebración, el próximo domingo, del Día de la Mujer Trabajadora, que han revelado que en las próximas décadas las personas más demandadas en el mercado laboral serán aquellas que tienen un perfil con un componente científico, lógico y matemático y que reúnan competencias digitales, en los que ellas están menos representadas.

El estudio “Mujeres jóvenes ante el empleo” elaborado por la consultora PricewaterhouseCoppers pone de relieve cuáles van a ser los empleos más demandados en los próximos años y señala que solo el 25 por ciento de las matrículas en ingeniería y arquitectura corresponden a mujeres, frente a un 70 por ciento en áreas como las ciencias de la salud.

La biotecnóloga Ana Bravo ha observado, en declaraciones a EFE, que si no se adoptan soluciones y se potencian las vocaciones por la ciencia y la tecnología entre las niñas y las mujeres, en el futuro se van a repetir las mismas “desigualdades”.

Ha recordado por ejemplo que en el año 2017 uno de cada cuatro alumnos que se presentó a las pruebas de selectividad para acceder a la universidad eligieron la asignatura de Física, pero en el caso de las jóvenes solo lo hicieron una de cada ocho.

En las áreas de informática o telecomunicaciones de Formación Profesional de grado medio, solo una de cada trece estudiantes es una mujer, y en el Bachillerato también se perciben las mismas diferencias, ya que solo el 42,7 por ciento de las chicas se decantan por el ciclo científico y tecnológico.

Los estudios revelan también que las mujeres están menos presentes en las áreas “STEM” (el acrónimo en ingles referido a las áreas de conocimiento de las ciencias, las tecnologías, las ingenierías y las matemáticas).

Tras las cifras están los “sesgos de género”, ha observado la biotecnóloga, que ha apuntado que el porcentaje de adolescentes que percibe diferentes capacidades para desarrollar un determinado trabajo es muy superior al que reconocen los propios equipos directivos de las empresas.

El informe internacional PISA, que mide el rendimiento de los alumnos, refleja que la falta de confianza de las chicas en sus habilidades afecta negativamente en su rendimiento en matemáticas, y que éste es un factor clave y determina la elección de estudios en el área de la ciencia y la tecnología.

La brecha se acentúa en la carrera profesional, especialmente en los puestos de mayor prestigio, a los que llegan menos del 26 por ciento de las mujeres, y aunque más de la mitad de los hombres en las instituciones de investigación en España considera que las mujeres están poco representadas en la ciencia y la tecnología, sólo un 10 por ciento de ellos cree que ser mujer afecte negativamente a la carrera investigadora.

El informe “Mujeres Investigadoras” elaborado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) revela que el número de mujeres dedicadas a la investigación ha aumentado durante los últimos meses, pero también que el “techo de cristal” todavía no se ha roto.

El estudio elaborado por el CSIC señala que la proporción de profesoras de investigación ha aumentado en España, pero los datos sobre personal en formación reflejan una disminución del número de mujeres en los últimos años.

(c) Agencia EFE

Related Posts

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com