Compartir

Quito.- (@srradioEc).- El embajador de Estados Unidos, Mike Fiztpatrick, agradeció a la ministra de Gobierno, María Paula Romo, por defender, promover y profundizar la democracia y el Estado de Derecho en el Ecuador.

Lo hizo en el marco de una donación de su Gobierno, de 20 vehículos para la Policía Nacional del Ecuador.

La Ministra, en cambio, dijo que hoy es un día muy especial para la Policía Nacional y, por tanto, para la seguridad ciudadana y del país. «Es un día especial -precisó- porque asistimos a una generosa donación de los Estados Unidos de 20 nuevos automóviles para la lucha antidrogas. También es especial porque hoy, han empezado su formación los futuros 200 nuevos oficiales que fueron escogidos, después de rigurosas pruebas, entre más de 10 mil aspirantes”.

Por todo eso, enfatizó, «agradecemos esta donación de autos por parte de los Estados Unidos, pues tiene que ver con la confianza en el trabajo de la Policía y con una creciente cooperación entre los dos gobiernos, evidenciada en los resultados de la incansable labor diaria de una institución de la que estamos orgullosos todos los ecuatorianos por su incansable compromiso con el país.

Se trata -añadió-, como dijo el embajador de los Estados Unidos, Mick Fizpatrick, de la expresión de la cada vez más cercana cooperación entre los dos países para una lucha más creciente y compleja contra las poderosas mafias de la droga.

El Embajador de los Estados Unidos entregó simbólicamente las llaves de los 20 autos a la Dirección Nacional Antinarcóticos, de la Policía, representada por su máxima autoridad, el general Giovanny Ponce.

En la ceremonia también, el Ministerio de Gobierno, donó además, patrulleros y motocicletas, que son vehículos recuperados a través de procesos internos.

En el acto al que asistieron, también, el general Patricio Carrillo, comandante de la Policía Nacional, el viceministro Patricio Pazmiño y Justin Peterson, jefe de la DEA en el Ecuador, la ministra Romo destacó que nunca serán suficientes todos los esfuerzos de cooperación si no vemos que estamos frente a un problema de dimensiones no locales, sino hemisféricas.

La lucha ya no es solo contra quienes trafican drogas, dijo la Secretaria de Estado, sino contra quienes lavan el dinero, se dedican a la trata de personas y envenenan la mente de nuestros jóvenes con los estupefacientes.

María Paula Romo expresó que la cooperación con Estados Unidos es notable en muchos campos, por ejemplo en el de la migración, que había convertido al Ecuador en una fácil puerta de entrada y salida, sin embargo, subrayó la necesidad de que el trabajo unitario de los dos países debe redoblarse, pues las amenazas -que no son locales sino continentales- están en la minería ilegal, en la seguridad cibernética, en los puertos y aeropuertos. Como ejemplo citó que en lo que va del año se han descubierto ya nueve pistas clandestinas, se han producido innumerables crímenes por disputas territoriales de los narcos y se ha incautado 25 toneladas más de precursores de cocaína, que lo que se había capturado en el mismo periodo en el año anterior.

Reiteró su agradecimiento a los Estados Unidos y destacó el trabajo diario, honesto y prudente de la Policía Nacional en tiempos tan difíciles como los que vivimos.