Nacionales

El cambio de matriz productiva y nuevo ordenamiento territorial obliga analizar el desarrollo petrolero del Yasuní

Compartir

Quito.- (Andes).- Las comisiones legislativas de Desarrollo Económico, Justicia, Gobiernos Autónomos Descentralizados y Derechos Colectivos iniciaron este martes las comparecencias de los ministros de Estados y autoridades locales que tienen estrecha relación con el posible desarrollo de los campos hidrocarburíferos del Yasuní – ITT.

A los legisladores del oficialismo como a los representantes locales les preocupa las especificaciones que se puedan dar en la Asamblea para el cuidado del 99, 99% del Parque Nacional Yasuní y la canalización de los recursos para profundizar el desarrollo local con nuevas alternativas de matriz productiva.

La asambleísta Paola Pabón indicó que les interesa orientar la inversión que se pueda canalizar con los recursos que se obtengan del uno por mil del Yasuní, es decir que tenga relación con desarrollo humano y superar la pobreza.

“Insistir en la no tercerización, que sea (la estatal) Petroamazonas la que realice la explotación con la mayor tecnología de punta, cero carreteros, únicamente senderos, ojalá con la colocación de tubería vía aérea. Es decir las mayores condiciones técnicas no ingresos de colonos, es decir ir buscar blindar la zona”, expuso la legisladora.

Betty Tola, secretaria de Gestión Política, manifestó que al Gobierno nacional le interesa atender primero las necesidades insatisfechas existentes en las provincias amazónicas, siendo de donde salen los más altos recursos del Estado.

“Para nosotros la prioridad de la inversión va a estar en la Amazonía, en las provincias que pertenecen al Parque Yasuní”, sostuvo la secretaria de Estado.

Además descartó que exista algún tipo de fricción al interior de Alianza País porque para eso -dijo- existe una coordinación entre la cartera que ella dirige y las autoridades de la legislatura.

Jorge Olmedo, presidente del Consorcio de Gobiernos Autónomos  Provinciales del Ecuador, anotó que de autorizarse la explotación en esa zona, se debe pensar en los cambios territoriales que se pueden generar y en la aplicación de una nueva matriz productiva, donde prime el conocimiento.

“Por la explotación tendremos problemas de asentamiento humano, hay que trabajar en el ordenamiento territorial para las comunidades”, manifestó.

Este es un tema, que se empieza a analizar en la Asamblea, una vez que el presidente Rafael Correa anunciara el pasado 15 de agosto la finalización de la iniciativa Yasuní ITT, que luego de seis años de socialización internacional no tuvo el respaldo requerido para dejar bajo tierra 860 millones de barriles.

Related Posts

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com