Nacionales

Comisión de Biodiversidad recoge opiniones de organizaciones sociales

Compartir

Quito.- Los representantes de la Coordinadora Ecuatoriana de Organizaciones para la Defensa de la Naturaleza y Medio Ambiente; de la Sociedad de Petróleo, capítulo Ecuador; de la Coordinadora de Organizaciones Montubias; y, Ecociencia, acudieron a la Comisión de Biodiversidad para dar sus observaciones respecto de la propuesta del Ejecutivo de declarar de interés nacional la explotación en los bloques 31 y 43.

Carlos Bustamente, de la coordinadora de las organizaciones Montubias dijo que alrededor de 186 filiales y 200 que están en proceso de reconocimiento jurídico por parte de las instancias correspondientes, apoyan el pedido del mandatario para extraer petróleo del ITT, respetando las condiciones ambientales y del ecosistema para el buen vivir; y, que los recursos que se obtengan sean utilizados para el progreso e infraestructura agrícola, así como en la micro empresa industrial para el desarrollo agropecuario, lo cual permitirá la transformación agroproductiva del país.

El organismo legislativo recibió también a Ítalo Cedeño, especialista ambiental y presidente de la Sociedad Internacional de Ingenieros de Petróleo, capítulo Ecuador quien señaló que su misión principal como organización es la de difundir tecnología de punta entre los asociados (140 países) misma que es amigable con el medio ambiente.

Explicó que la broca que utilizan para la perforar en los pozos petroleros, permite ir al sitio exacto donde se desarrollará la extracción de manera horizontal y direccional con mínima huella ambiental. La tecnología de perforación de pozos multilaterales minimiza el área de locaciones en superficie para desarrollar un campo, aumenta significativamente el área de drenaje del yacimiento, así como la disminución del costo de levantamiento por barril y el ahorro sustancial en obras civiles en la superficie. Dijo que la tecnología de punta es importante en el desarrollo de la explotación en el Yasuní para hacerlo de manera responsable, tras afirmar que no existen pueblos contactados en la zona donde se pretende perforar los pozos del ITT.

De su lado Fernando Rodríguez, de Ecociencia, subrayó que es necesario que se respeten los derechos de los pueblos en aislamiento voluntario, conforme lo determina la Constitución en su artículo 57.

Por tanto, dijo, el Estado debe adoptar medidas para garantizar sus vidas y hacer respetar su autodeterminación y voluntad de permanecer en aislamiento y precautelar la observancia de sus derechos, pues la presión del desarrollo en ese territorio, no solo implica imponer fronteras a su derecho colectivo, sino que crea condiciones de inseguridad para la forma de vida de los pueblos.

Mientras que Gabriela León, de la Coordinadora Ecuatoriana de Organizaciones para la Defensa de la Naturaleza y Medio Ambiente, subrayó que los grupos no contactados se desplazan de un lugar a otro, por lo que sugirió realizar una visita insitu en el Parque Nacional Yasuní para corroborar, verificar y constatar las circunstancias en las que se produciría la explotación del crudo, cómo se pretende conservar el sitio biodiverso y si se pone en riesgo la vida de los pueblos milenarios que habitan en este sector.

El presidente de la Comisión de Biodiversidad, Carlos Viteri Gualinga, adelantó que en la agenda de este organismo está previsto la visita al Yasuní y también recoger criterios de varias agrupaciones sociales que habitan en este sector.

Related Posts

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com