Política

Chevron pide investigar “nuevas pruebas” sobre supuesto fraude en juicio en Ecuador

Compartir

(Por Diario EL UNIVERSO).- La petrolera Chevron pidió este lunes a la justicia ecuatoriana que investigue sus “nuevas pruebas” sobre un supuesto fraude en un juicio por daños ambientales en el que fue condenada a pagar 19.000 millones de dólares.

En un comunicado difundido en Quito, la transnacional estadounidense aseguró que presentó a la fiscalía y la Corte Nacional de Justicia “4.000 páginas de pruebas nuevas” sobre el supuesto fraude y corrupción en el sonado juicio.

Al mismo tiempo consideró “sorprendente” que el presidente Rafael Correa continúe “apoyando públicamente” a los demandantes, y confió en que el mandatario desista de ese respaldo ante la “abrumadora evidencia” de fraude.

Chevron nunca operó directamente en Ecuador, pero asumió un millonario pleito por contaminación en la Amazonía al tomar el control de la petrolera Texaco en 2001.

Esta última empresa explotó crudo en territorio ecuatoriano entre 1964 y 1990, y tras su salida fue acusada por indígenas y colonos de haber provocado severos daños ambientales.

En 2012, Chevron fue condenada a pagar 19.000 millones de dólares, pero el fallo todavía debe ser ratificado por el máximo tribunal ecuatoriano.

La empresa, que acusa a la estatal Petroecuador de los daños ambientales por la que fue juzgada, aseguró en su comunicado que ha pedido “docenas de veces” a los fiscales que “investiguen el fraude y la corrupción en la causa de manera efectiva, imparcial y transparente”.

Según la petrolera, sus nuevas pruebas incluyen una declaración jurada sobre un intento de soborno contra un juez para que fallara en su contra.

El 20 de agosto, la fiscalía ecuatoriana anunció la apertura de una investigación contra Chevron por su denuncia “maliciosa y temeraria” sobre un supuesto intento de soborno al juez que entonces llevaba la causa, por parte de representantes del gobierno y del oficialismo.

Correa, por su parte, acusa a la petrolera de haber emprendido “una campaña criminal” para desprestigiar al gobierno y la justicia de Ecuador, e intentar desconocer la sentencia en su contra.

En respuesta el mandatario anunció una campaña para denunciar la “mano sucia” de Chevron en la Amazonía -en principio propuso que se llamara la “mano negra”,que incluirá la invitación a personalidades mundiales para que recorran la zona afectada por la explotación petrolera.

La compañía estadounidense busca que el Estado ecuatoriano asuma la responsabilidad por el daño ecológico en la Amazonía, a través de un arbitraje internacional.

Related Posts

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com