Blog

 Breaking News

Crónica de una pésima atención

marzo 17
09:58 2014
Compartir

sr.hospitaliessLoja.- (Diario LA HORA).- Luisa Aziade Muñoz Tandazo no tuvo reparo en narrar con lujo de detalles lo que vivió cuando acudió con un paciente al área de emergencia del Hospital del Seguro Social “Manuel Ygnacio Monteros”. Nunca antes no le sucedió algo similar, pero ahora entiende el clamor de mucha gente.

Su desventura inició al solicitar ayuda inmediata y ver llegar a las residentes, con una paciencia “de santo”, dice, pero no fue nada si lo compara con lo que siguió, cuando la enviaron a comprar unas pastillas que no tenían en la farmacia del hospital.

“Llovía a  cantaros, pedí información de que farmacia estaba de turno y allí no lo sabían. No había un solo taxi en la puerta de emergencia, pese a que había esperando varias personas. Sugerí que ellos (personal del hospital del Seguro Social) deberían tener números de cooperativas de taxis para ayudar a los pacientes y familiares”.

Acotó que sintió mucha indignación porque gasto 8 dólares en taxi recorriendo la ciudad y no hallaba una farmacia, pues todas las cercanas estaban cerradas, cuando por allí debería haber una farmacia de turno siempre.

“Regresé con las manos vacías para que me diga una enfermera que ellas sí tienen unitas (pastillas) de esas para dármele a mi enferma. Casi muero. Luego la ingresaron y me sacaron, no me dejaron estar con ella, ya que me sacaron a la calle, ni siquiera a la sala de espera, a la calle (…). Me fui a eso de las 02:30 (de la madrugada), regrese a las 06:00 y ya me tenían una receta, que me la entregó un muy mal educado guardia…”.

Indicó que fue a comprar la receta y las pastillas que tanto necesitaban costaban 10 centavos cada una. “Me enviaron a comprar tres. Compré 5 dólares y se las dejé regalando en farmacia, que a propósito casi no me las reciben, aduciendo que ya las habían pedido, pero aún no les enviaban”.

Su familiar enferma estaba mal y no la dejaban ver ni un instante, “les rogué que me permitieran pasar unos minutos aunque sea para darle mi bendición antes de entrar al quirófano, pero fue terrible la mala educación de esta gente”, narró.

Sugerencia

Exterioriza su reclamo a la Asociación de Farmacias, para que hagan algo al respecto y haya más farmacias de turno. De igual manera pide que los centros médicos coloquen en una estafeta grande las farmacias de turno y alguien supervise o vigile la atención de las mismas y se imponga sanciones a quienes no lo hagan, porque se juega con la vida de las personas.

Turnos

Otro caso que se denunció es la dificultad para coger turnos. Un familiar de un paciente manifestó que lleva seis meses tratando de coger turno para un cardiólogo, pues en Quinara por tres ocasiones le han dado la transferencia, pero cuando llama a coger el turno le dicen que no hay agenda. Incluso indicó que se escucha un tono de música en el teléfono y no hay quien de información. (AJBT)

TOME NOTA

Este medio trató de recabar información en el Área de Emergencia del hospital Manuel Ygnacio Monteros, pero el guardia manifestó que solo el director podía dar declaraciones a partir de hoy. Tampoco se permitió el ingreso para tomar fotografías.

About Author

admin

admin

Related Articles

Radio en vivo

TV en vivo – pulse play

Facebook

Multimedia – Audios

Visitas