Blog

 Breaking News

Combatientes árabes y kurdos se disponen a entregar Raqa a los civiles

Combatientes árabes y kurdos se disponen a entregar Raqa a los civiles
octubre 19
21:43 2017
Compartir

(AFP).- Las fuerzas árabes y kurdas, respaldadas por Estados Unidos, que arrebataron Raqa en el norte de Siria a los yihadistas de Estado Islámico se preparaban el jueves para entregar la ciudad a autoridades civiles.

Las posiciones que durante meses controlaban en la ciudad los combatientes de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS) fueron abandonadas, con la excepción de algunas en la céntrica plaza Al Naim.

La ofensiva de las FDS contra la otrora “capital” de Estado Islámico duró más de cuatro meses.

El martes las FDS anunciaron el fin de los combates e iniciaron las operaciones de limpieza de explosivos y la búsqueda de eventuales células yihadistas.

La captura de Raqa deja a la organización yihadista poco territorio en Siria. Se concentra ahora principalmente en la vecina provincia de Deir Ezzor, hacia donde ya partieron algunos combatientes de las FDS. Al menos 16 civiles, 7 de ellos niños, murieron el jueves durante ataques aéreos rusos en esa provincia, informó la oenegé Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

En Raqa, “algunas de las fuerzas fueron retiradas, otras permanecerán en la ciudad hasta que terminemos las operaciones de desminado, entonces la ciudad será entregada a un consejo civil”, dijo la comandante Rojda Felat.

“Con las operaciones militares terminadas, una parte importante de las fuerzas fueron sacadas de Raqa y enviadas hacia otras áreas, incluida Deir Ezzor”, añadió Mustefa Bali, portavoz de la Unidades de Protección Popular (YPG) kurdas principal componente de las FDS.

Talal Sello, portavoz de las FDS, en dos días de rastrillaje en la ciudad no se encontraron combatientes de Estado Islámico, pero los interrogatorios de los que fueron capturados o que se rindieron durante la batalla continúan.

“La inteligencia de FDS los está investigando, incluidos a extranjeros”, dijo a la AFP.

La gestión de la ciudad, en ruinas y sin habitantes, será asumida por el Consejo Civil de Raqa, un cuerpo de responsables locales creado hace seis meses.

La entrega oficial de la ciudad podría producirse el viernes, pero el Consejo ya trabajó durante meses en planes de reconstrucción.

Tomarán el control de una ciudad fantasma sin servicios básicos ni infraestructura.

En las calles de la ciudad el jueves, las sábanas colgadas delante de las ventanas para ocultar a los habitantes de los francotiradores ondeaban al viento. No había otros movimientos.

El mes pasado la ONU estimó que el 80% de la ciudad era inhabitable.

– Raqa ‘liberada por mujeres libres’ –

En la rotonda Al Naim, combatientes de las Unidades de Protección de la Mujer (YPJ), fuerza kurda exclusivamente femenina, organizaron una conferencia de prensa para celebrar su contribución en la captura de la ciudad.

Algunos de los comandantes durante la batalla eran mujeres, un punto de orgullo para las fuerzas kurdas, en particular dada la opresión de las mujeres por los yihadistas ultrarradicales de EI.

“Raqa fue liberada por la voluntad de mujeres libres”, dijo la YPJ en una declaración.

Las banderas de las FDS cubren ahora Al Naim, en donde los yihadistas exponían antes las cabezas decapitadas de sus enemigos.

En el centro de la rotonda se hizo una bandera amarilla, con el rostro del líder kurdo encarcelado Abdulá Ocalan.

Ocalan es el líder del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), organización considerada como “terrorista” por Turquía en donde lleva décadas combatiendo a Ankara.

Ocalan es idolatrado por muchos en las YPG, que según Ankara es el brazo sirio del PKK.

Estado Islámico conquistó la mayoritariamente sunita Raqa en 2014. Allí perpetró espantosos abusos y habría preparado los atentados en Europa de los últimos años.

La pérdida de Raqa, ciudad emblemática del reino de terror impuesto por el EI en los territorios cuyo control había tomado en Siria e Irak en 2014, es un gran revés para el grupo yihadista que ve derrumbarse su autoproclamado “califato”. En julio los yihadistas perdieron su segunda ciudad más importante, Mosul, en Irak.

En Siria, el grupo sigue presente, en número limitado, en el centro y en la periferia sur de Damasco. Su último bastión es ahora la provincia de Deir Ezzor, en el este, fronteriza con Irak en donde enfrentan dos ofensivas paralelas: por un lado a las fuerzas del régimen sirio apoyadas por Rusia, y por el otro a las de las FDS, apoyadas por la coalición internacional.

En la vecina Irak solo controlan una pequeña zona en el valle del Eufrates adyacente a la frontera con Siria.

About Author

admin

admin

Related Articles

Radio en vivo

TV en vivo – pulse play

Facebook

Multimedia – Audios

Visitas